| VARIEDADES

Julieta Vargas, una modelo que crece en Panamá

Desde hace cuatro años la chica de Cañuelas trabaja en el país caribeño, donde fue tapa de revistas y la cara de una campaña de turismo internacional.

En septiembre de 2012 Julieta Vargas viajó a Panamá para desfilar en un concurso de belleza, sin imaginar que esa angosta franja de tierra entre dos océanos se convertiría en su nuevo horizonte.

Los panameños la recibieron con los brazos abiertos. De inmediato surgieron propuestas laborales que la motivaron a quedarse. Volvió a la Argentina durante algunos meses para finalizar una licenciatura en Recursos Humanos y tras conseguir la graduación regresó a Centroamérica.

"Panamá es un país que me abrió muchas puertas en lo laboral. Es muy linda la experiencia de trabajar en un país donde todo es muy diferente a nuestro. Además de conocer lugares bellísimos conocí mucha gente de países diferentes. Más allá de lo laboral todo esto me ha dado un crecimiento personal muy grande" contó a InfoCañuelas.

Dentro de las campañas publicitarias que le tocó realizar, una de las más importantes fue su participación en la gráfica de Panamá, la cerveza más popular del país. "Me tocó ser como Baywatch, fue muy divertido", resumió la rubia de 1.76 y esculturales 88.63.90.

Julieta también fue convocada por la Autoridad de Turismo panameña para protagonizar un institucional de difusión que se transmite por History Channel y canales de Europa y Estados Unidos.
 

"En esa oportunidad viajé por todo el país, haciendo el rol de turista para que mediante el comercial la gente desde diferentes países pueda apreciar todas las opciones que tienen para conocer en Panamá. Esa campaña se transmite en todos los continentes" destacó Julieta.

Mientras tanto, parte de su familia reside en la ciudad de Buenos Aires y su hermano mayor continúa en Cañuelas donde desarrolla el emprendimiento de sushi "NoriNori".

"Siempre recuerdo Cañuelas porque fue el lugar donde me crié. Extraño la tranquilidad y salir a dar vueltas y enseguida estar en lugares tranquilos y verdes al estilo campo. Extraño mis amistades y siempre recuerdos lo lindo que fue haber vivido ahí. Y aunque no lo crean, vivir en un país tropical de mucho calor hace que cada tanto den ganas de estar un poquito en el frío", bromeó.

INFOCAÑUELAS

 

Comentarios de los lectores